Un juez de Montería ratificó la mañana del miércoles libertad condicional de las hermanas Michell y Sabrina Mahuad, decisión que también cobija a su tía Crisotemis Mahuad.

Las tres fueron beneficiadas en junio pasado con la medida de aseguramiento no privativa de la libertad. Sin embargo, había la posibilidad de que la medida fuera revocada por solicitud del abogado de las víctimas, pero la juez Julia Rodríguez Cabarcas no aceptó.

A pesar del beneficio obtenido, las Mahuad continúan vinculadas al proceso que se les sigue por el secuestro simple, y las torturas sufridas por María Camila Mejía, a quien quemaron con cigarrillos, la trasquilaron y golpearon en todo su cuerpo, además de golpearla movidas por un desliz con un hombre.

Al finalizar la audiencia, Michell Mahuad reconoció que fue un error lo que hicieron y por eso aprovechó para pedirle perdón a María Camila. “Que Dios la bendiga, que se llene de regocijo, de amor, porque no estamos para estar llenos de odios”, dijo Michel.

También manifestó que ahora lo más importante es compartir en familia, alejada de tantas audiencias.

“Voy a pasear mucho con mi familia, a broncearme en playita, eso sí, sin salir del país porque no puedo”.

Comments

comments

0 Comments Tu opinión cuenta, escribe tu comentario →


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *