Al rosario de irregularidades denunciadas por el contrato entre la CAR – CVS y la firma Colectores Lorica, ahora se le suma el nuevo rebosamiento, a pesar de la aparente terminación de las ejecuciones.

Ahora la Procuraduría General de la Nación abrió investigación disciplinaria al representante de la Firma Civing Ingenieros Contratistas S en C, Fabián Omar Vallejo Obando, por presuntas irregularidades en la interventoría del contrato No. 038 de 2015, suscrito entre la Corporación Autónoma Regional de los Valles del Sinú y San Jorge con el Consorcio Colectores Lorica.

Para el órgano de control a la fecha no se tiene evidencia de la suscripción del acta de liquidación del contrato de obra y, al parecer, se siguen presentando rebosamientos de las aguas residuales en el municipio de Lórica (Córdoba), por lo tanto, se debe verificar si esta situación corresponde a deficiencias en la construcción de los colectores objeto del negocio jurídico. 

La Procuraduría busca determinar las circunstancias de tiempo, modo y lugar y el perjuicio que se pudo causar a la administración pública.

El barrio San Vicente fue de los más afectados por colectores Lorica. Foto archivo

ANTECEDENTES

El cuestionado contrato comenzó inicialmente por 16.500 millones de pesos, Colectores Lorica rompió calles, andenes, agrietó casas y parques, pasaron meses de caos vehicular, múltiples denuncias y la plata se acabó: las calles quedaron rotas y hasta obreros con sueldos atrasados.

Luego de investigaciones y reuniones se vino una adición de 1.500 millones de pesos para reiniciar las obras. Algunas calles fueron repavimentadas, algunas con reparos de veedores y ciudadanía; las casas agrietadas no fueron reparadas y los afectados quedaron sin respuestas del contratista.

Al cabo de varios meses de haber recogido maquinarias y obreros, nuevamente salieron a flote los problemas que se suponía eran cosa del pasado. El líder comunal Dioneth Corena sentenció que Lorica sigue viviendo y respirando entre aguas negras. 

0 Comments Tu opinión cuenta, escribe tu comentario →


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *