Una extraña rasquiña tiene en jaque a la comunidad estudiantil de la Institución Educativa San José, municipio de Moñitos. De acuerdo con el rector del plantel, Edwin Ramos Pérez se trata de una alergia cutánea y respiratoria cuyo agente no ha sido identificado, lo que llevó a suspender las clases indefinidamente.

“Desde el pasado 10 de agosto venimos afectados con este problema. Ya van 25 niños hospitalizados a raíz de esta calamidad, y lo que tememos es que la situación tienda a empeorar”, explicó el directivo.

Inicialmente se sospechaba que la irritación que atacó a los estudiantes fuera ocasionada por una sustancia que produce una enredadera conocida como pica pica, pero eso fue descartado.

“Estamos angustiados porque cuando esa alergia toca a los niños el desespero que evidencian es mucho. Se tienen que trasladar graves al camu y lo peor es que los efectos siguen porque los niños enfermos han continuado con los mismos síntomas”, dijo Ramos Pérez.

El rector agregó que hasta el momento ninguna autoridad le ha hecho frente a lo que considera una verdadera calamidad y por eso teme lo peor.

“Nos reunimos con el señor alcalde Álvaro Casseres y él se comprometió inicialmente con ordenar un aseo general en el colegio, pero ni eso cumplieron. Por eso decimos tomarnos la Alcaldía para ver si nos escuchaban, pues tememos lo peor”, agregó el rector.

Comments

comments

0 Comments Tu opinión cuenta, escribe tu comentario →


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *