Otro hecho de intolerancia y de agresión se registró En Cereté, con la agresión física contra un operario de la empresa Uniaguas.

Según algunas versiones, José Eduardo Luna, fue agredido por otra persona cuando se encontraba departiendo con unos amigos en un billar de ese municipio. El agresor lo habría golpeado con un taco de billar en la cabeza, presuntamente porque lo habría confundido con otro que le había suspendido el servicio de agua potable en su casa.

El herido fue trasladado al Hospital Sandiego, pero debido a las lesiones ocasionadas, tuvo que ser remitido a un centro médico de Montería.

Este caso se registró días después de la agresión de la que fue víctima un contratista de Electricaribe, cuando pretendía suspender el servicio a un usuario moroso, que después fue denunciado en Fiscalía por lesiones personales y constreñimiento ilegal.

VER VIDEO

0 Comments Tu opinión cuenta, escribe tu comentario →


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *