La Corte Suprema de Justicia le negó al narcotraficante y desmovilizado jefe paramilitar, Miguel Ángel Mejía Munera, alias ‘El Mellizo’, una playa pública en San Bernardo del Viento con la que pretendía reparar a cerca de 5 mil víctimas.

El Tribunal estudió los bienes con los que pretendía reparar y detalló que uno de ellos es una playa pública en la zona costera de Córdoba en predios del municipio de San Bernardo del Viento.

La defensa de alias ‘El Mellizo’ argumentó que desde la playa se realizarom actividades ilegales para lavar dinero del tráfico de drogas, y que debía considerarse como un bien para reparación.

“Pese a no figurar a su nombre, hacia parte de los bienes adquiridos por su hermano Víctor Manuel, para lavar dinero ilegal del producto de las actividades del narcotráfico que ejercía la organización delincuencial, que era liderada por ellos y que operaba en compañía con las autodefensas unidas de Colombia”, explica apartes del fallo de la Corte.

La sentencia concluyó que el predio es una playa pública y no podía considerarse como un bien particular, ya que es propiedad del Estado y no se podría utilizar para reparar a las víctimas.


“Los terrenos de bajamar son elementos naturales que en los que no interviene el hombre (…) el terreno no pierde su condición de uso público”, dijo la Corte.

Ese tribunal también hizo un llamado a los jueces para no decretar o declarar como bienes a reparación, los que por naturaleza son del Estado y no pueden tener condición de uso privado.

“Habrá que corregir las irregularidades que condujeron a tal declaración de justicia (…) más para los fines del proceso de justicia y paz, no es dable mantener un bien cuyo dominio o mandato constitucional no es, ni será susceptible de ser transferido a particulares”, dijo la Corte.

En ese sentido, la Corte Suprema también compulsó copias a la Fiscalía General, la Procuraduría, la Agencia Nacional de Tierras y a las entidades territoriales para que investiguen por qué esa playa había sido declarada como bien inmueble objeto de reparación a las víctimas del paramilitar.