De una apartada zona del departamento del Chocó, llega el plátano que por estos días surte a buena parte de los supermercados y tiendas de Montería, y municipios vecinos en Córdoba.

Por esta situación, y el coletazo del verano, y el paso a las lluvias con huracanes, que ocasionó que miles de plantaciones murieran en Córdoba, el producto sigue por las nubes, con tendencia a que continúe al alza.

Para colmo de males, por ahora no se vislumbra que en Córdoba los cultivadores de plátano comiencen a ver sus cosechas.

Las voces más alentadoras dicen que los primeros racimos de plátano se cortarían a finales del mes de septiembre. Por eso el comerciante del Mercado del Sur, Alfredo Vergara cree que el alimento seguirá caro.

En Córdoba se cultiva plátano, principalmente en los municipios de Puerto Escondido, Moñitos, Los Córdobas, Canalete y San Bernardo del Viento.

En estas poblaciones, el alimento base de la economía de muchas familias, no se ve porque los cultivos murieron por cuenta del fuerte verano. Y cuando se creía que venía la recuperación, comenzaron las lluvias con fuertes brisas que arrasaron platanales.

El fenómeno económico y climatológico afectó la canasta familiar, al punto que las tajadas, los patacones y el tradicional ‘cabeza e’ gato’, son prácticamente un lujo comerlos en los hogares cordobeses.

Miles de plantaciones se perdieron con el invierno y la sequía en Córdoba. Archivo

0 Comments Tu opinión cuenta, escribe tu comentario →


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *