Con 31.971 votos, 19 años después de haber entregado el poder en 2004, el exalcalde Jorge Negrete López de nuevo fue elegido alcalde de Lorica, tras una ardua competencia con Luis José Álvarez, a quien dejó en el camino con 29.348 sufragios.

Con una mayoritaria coalición, Negrete logró de nuevo derrotar a la fuerte hegemonía política del movimiento ‘Jattinista’, que orienta la exsenadora Zulema Jattin. En las elecciones de 1999, Negrete rompió el dominio político y desbancó al ‘Jattinismo’.

La noche del 27 de octubre de 2019, los loriqueros cerraron un ciclo de ocho años, marcado con un evidente desgaste tras dos sucesivos gobiernos locales, concentrados en el núcleo familiar, primero con Francisco Jattin (2012 – 2015) quien le heredó el poder a su prima Nancy Jattin, hegemonía familiar que se desgastó, y que se manifestó con la derrota de su candidato Luis José Álvarez, aunque externo a la familia, iba marcado.

El exalcalde logró el mayor consenso para conformar la coalición opositora, como sucedió en otras elecciones para derrotar al grupo que históricamente ha dominado el poder local y regional.

Hasta la media noche quedó por conocerse si contará la mayoría en el Concejo Municipal, que le garantizaría gobernabilidad, o si enfrentará un bloque opositor.