Lo que estaba anunciado se cumplió: Sandra Devia Ruiz va como gobernadora de Córdoba, pero ahora en propiedad, hasta el final de 2019. Después de un año de encargos, la hoy exfuncionario del ministerio del Interior terminará el interrumpido mandato de Edwin Besaile Fayad (2016 – 2019) tras su destitución e inhabilidad establecida por la Procuraduría General.

El presidente de Colombia, Iván Duque, firmó el decreto después de aceptada la renuncia de Devia al cargo que ocupaba en el ministerio del Interior. Esto como parte de un acuerdo político con el Clan Besaile y los coaligados que estuvieron con ellos en la campaña que llevó a Edwin Besaile a la Gobernación de Córdoba en 2015.

Se supo que Devia fue incluida en la terna del Partido de la U, aunque se discutió que no es militante de ese partido, finalmente fue aceptada y se selló el pacto, pues de alguna manera al nombrarla a ella, a pesar de ser ajena a los cordobeses, causaría menos resistencia política en lugar de nombrar a algún apadrinado de los clanes políticos y familiares de Córdoba.

A Devia le quedan diez meses y medio de mandato para tratar de restablecer las resquebrajadas institucionalidad y confianza de los cordobeses; así como terminar lo que está a medias y peligra convertirse en ‘elefante blanco’. Además responder a las coinversiones en obras de los treinta municipios que no han sentido la correspondencia del departamento desde que comenzaron los líos para el gobernador Besaile.

Sandra Devia se posesionará el 14 de marzo ante la Asamblea de Córdoba.

Comments

comments

0 Comments Tu opinión cuenta, escribe tu comentario →


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *