En crisis se encuentra el histórico Asilo Perpetuo Socorro, de Montería, debido a la escasez de recursos, lo que le ha sacado ‘canas verdes’ a los empleados del albergue, quienes se fueron a paro asegurando que hasta la fecha les adeudan seis meses de salario.

En la actualidad el asilo, que funge como una fundación sin ánimo de lucro, alberga a unos 44 ancianos quienes requieren de la atención de profesionales que estén atentos a su alimentación, higiene y medicación, pues algunos padecen enfermedades crónicas.

Muchos de los adultos mayores residentes en el asilo de Montería son de escasos recursos, por lo que no pueden pagar por sus propios medios los servicios de una planta de personal que normalmente requiere de 30 personas, pero que en la actualidad, se ha reducido a casi al 50 por ciento, precisamente por la falta de pago.

La gobernadora de Córdoba, Sandra Patricia Devia Ruiz, reconoció la situación e indicó que se debe realizar una negociación, pues no existe un contrato que obligue a pagar los $280 millones que requeriría el albergue para ponerse al día con las deudas.

“El compromiso económico no está sustentado, tenemos que consultar y evaluar para ver cómo se paga, porque nunca hubo un contrato de por medio. No se les ha dicho que no se les va a pagar, pero toca evaluar la forma en la que se les va a pagar porque formalmente nunca ha existido un contrato”, indicó Devia Ruiz.

Desde su fundación en el año 1946, el asilo Perpetuo Socorro de Montería ha sido administrado por las Hermanas de María Inmaculada, sin en embargo, se supo que en la actualidad estas se encuentran realizando un empalme, a través de la Diócesis de Montería, para entregar sus labores a una nueva junta administradora.

 

Tomado de El Heraldo

 

0 Comments Tu opinión cuenta, escribe tu comentario →


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *